Somos de colores

2016-10-31-21-10-15

Durante este curso soy tutora de un grupo especialmente revoltoso. Son buenos chicos, pero no son capaces de trabajar en silencio, no respetan el turno de palabra, se levantan sin pedir permiso, interrumpen constantemente al profesor, hablan altísimo y sin medir las consecuancias de sus palabras, se “chinchan” unos a otros y acaban enfadándose y discutiendo.

En las horas de tutoría semanales estamos trabajando las normas básicas para que el grupo funcione, son conscientes de que no ponen en práctica casi ninguna y de que los principales perjudicados son ellos. Es un 1° ESO con un nivel bastante bajito en el que resulta fundamental el trabajo en el aula para poder atender individualmente a cada alumno y ayudarles a superar sus dificultades.

Ante esta situación se me ocurrió llevar un seguimiento completo de su conducta a lo largo de la semana, en cada una de las materias. Al final de la semana, su conducta semanal tendrá unas consecuencias (positivas o negativas) según haya ido la semana.

La idea es sencilla y rápida. Es una tabla con el horario semanal del grupo. En cada casilla hay tres caritas. Al final de cada sesión, el profesor pintará de verde la carita contenta, si los chicos se han comportado correctamente; de rojo la carita triste si ha sido imposible dar la clase; o amarilla la otra carita si la cosa ha ido regular.  El profesor además firma en su sesión, así evitamos que algún alumno malintencionado pueda modificar la información.

En el reverso del folio se incluye otra copia del horario, ahora simplemente para anotar en cada casilla observaciones o excepciones sobre el comportamiento del grupo. Por ejemplo, si la mayoría el grupo se ha portado bien, pero un par de alumnos han estado molestando e interrumpiendo, se anota el nombre de esos alumnos en rojo o amarillo y la carita se pinta de verde. Al final de la semana estos alumnos que figuran en el reverso pueden recibir alguna consecuencia (negativa o positiva según el caso) distinta a la de sus compañeros.

La idea es fijar un objetivo semanal, puede ser por asignatura o a nivel general. Si se consigue, los alumnos tendrán un premio, que puede ser elegido por ellos o puede elegirlo el profesor, o puede ser una sorpresa. Por cada carita roja o amarilla puede haber una consecuencia negativa, pueden elegirla ellos o el profesor, o se puede decidir que sólo hay premios y que no hay consecuencias negativas.

Este cuadrante, junto con los tres rotuladores de colores (verde, rojo y amarillo) estarán guardados en una carpetita de plástico trasparente en el aula habitual del grupo, para que los alumnos lo puedan consultar en cualquier momento. Cuando tienen clase en un aula diferente, el delegado o subdelegado se encarga de llevarse la planilla y mostrársela al profesor al final de la clase para que la firme.

A diario hay que motivar constantemente sobre la importancia de su comportamiento, y sobre el beneficio que éste supone para ellos. Cuando las cosas no van bien se les indica que la clase está cambiando de color, o se para la explicación o la actividad que se esté realizando y se les pregunta qué es lo que está fallando en ese justo momento, así ellos serán conscientes de sus fallos. De igual modo, cuando el profesor aprecie que se están comportando muy bien, se puede parar la clase para hacérselo saber a los chicos.

He modificado, como siempre, mi planilla para que se pueda adaptar a otros grupos de otros centros. Comparto dos versiones, en formato pdf listo para imprimir y en formato docx para los que opten por personalizarla.

“Somos de colores” en formato pdf

“Somos de colores” en formato docx

primera-semana

Sólo llevamos una semana funcionando con este método, y es pronto para decir que funciona, pero de momento la actitud del grupo en clase ha mejorado. Sorprende verlos levantar la mano y esperar pacientemente a que les des la palabra, o verlos hacer ejercicios en clase casi en silencio.

En grupos como éste, en los que suelen hablar muy alto la mayor parte del tiempo, puede resultar útil también el habladómetro que ya publiqué hace un tiempo.

Si alguien se decide a ponerlo en marcha en su grupo, agradecería que me contara el resultado obtenido. Y si os ha gustado la idea no dudéis en compartirla y en preguntarme dudas o aportarme sugerencias.

¡A ver de qué color pinta la semana próxima!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s